CADETE A 3-3 LEKEITIO

Partidazo el visto en Astola el sábado entre el primer clasificado de la liga y el segundo. Dos equipos que venían empatados a puntos y que después del empate a tres seguirán estándolo. El equipo verdiblanco no empezaba nada bien el partido y era dominado por el Lekeitio, que demostró el porqué de la clasificación y un buen juego. El Abadiño llegaba tarde a toda presión y eso también le facilitaba aun si cabe más las cosas a los costeros. Tal fue el dominio, que en una jugada desde banda derecha, tras el centre, el Lekeitio se adelantaba en el minuto 12 de partido. Tras esto, el dominio seguía siendo del Lekeitio. El Abadiño no demostraba lo compañeros que suelen ser en presión. Presionando todos juntos. Siempre había algunos que no presionaban como tenía que ser y el Lekeitio, muy habilidosos, encontraba siempre el petróleo de esos espacios. El Lekeitio ampliaría ventaja en el marcador con un gol en fuera de juego, pero difícil de ver. La defensa se adelantó para dejar al delantero en fuera de juego, pero el árbitro no lo vio y la ventaja que se le dio al delantero fue insalvable después. El Abadiño dispuso de alguna ocasión en la primera mitad. Pero el gran portero del Lekeitio impidió los dos goles. El primero en un córner y buen remate de Vázquez, que el balón se quedaba muerto en el área y luego Lavan estuvo a punto de marcar. Y el segundo, un uno contra uno de Julen con el portero que el portero atajó. La sensación del descanso era de un dominio absoluto. Eso sí, el Abadiño supo corregir los errores que estaban cometiendo al inicio y al Lekeitio le costaba sacar más el balón. Esos robos en campo del Lekeitio no se supieron aprovechar como gol.

La segunda parte comenzaba con un cambio en el medio del campo entrando Alain, que hasta entonces estaba jugando de extremo, y Dacosta en el carril diestro. Esta segunda parte, al contrario que la primera, fue verdiblanca. El Abadiño comenzaba fuerte y en una preciosa jugada del polivalente Alain y tras un centre medido, Zabala remataba el balón al fondo de la red con un testarazo. El Abadiño acortaba distancias en el minuto 5. Se volcaban al ataque y en una jugada el capitán De Blas tuvo en sus botas el empate. Tras un golpeo duro, aunque algo centrado, el portero sacaba una muy buena mano impidiendo el empate. Tras este posterior córner, en una contra muy bien montada y que el Abadiño no pudo parar, el tremendo delantero de Lekeitio en una jugada individual hacia el 1-3 que dolió mucho. Tras esto el Abadiño cambió de esquema seguido,  esquema planteado en el vestuario en la segunda mitad. Volcándose al ataque y asumiendo muchos riesgos atrás, el Abadiño dominó y embotelló al Lekeitio. El asedio era constante. En una de estas jugadas, el Abadiño marcaba gol por medio de Trini, pero el defensa del Lekeitio la “intentaba parar” con la mano. El balón toco el fondo de la red, entrando claramente a nuestro juicio, pero no al del árbitro. Que pitaba penalti y expulsaba al jugador del Lekeitio a falta de 20 minutos del partido. Trini se dispuso a tirar el penalti, pero el portero le acertó. Pero ahí estaba Zabala para pelear dicho balón y marcar el 2-3. El Abadiño ahora si se volcaba aún más. Toda ocasión, mordía hasta el final. Y así, en el minuto 68, tras otras llegadas que no pudieron entrar, otra vez Zabala, haciendo su tercero de la tarde, marcaba el 3-3. El Abadiño, no se iba a conformar con esto. Faltaban 12 minutos de sufrimiento al Lekeitio. Dacosta tuvo en sus botas el 4-3, pero el balón se iba alto. El Abadiño llegaba y llegaba, pero no pudo marcar. Pese a estar con uno menos, y corriendo los riesgos que corría el Abadiño, el Lekeitio en alguna ocasión estuvo arriba e inquietó mucho nuestra portería. Finalmente, con el pitido final del árbitro y viendo la segunda mitad, había una sensación de haber perdido los 2 puntos. Pero viendo en realidad el partido, el dominio claro del Lekeitio en mucha parte del partido, el rival y todo lo que aconteció en el partido es un puntazo y partidazo en Astola. Los jugadores se desfondaron en el campo. Dejaron todo lo que tenían que dejar. Y eso, para un entrenador es la ostia. Es cierto, que deberíamos haber presionado bien, como se estaba explicando, antes y no complicarnos tanto las cosas, pero lo hecho estaba ya hecho. Y lo único que tocaba era volver a pelear para obtener un resultado favorable. Y es lo que hicieron.  Solo quedaba dar un gran aplauso a los dos equipos en el campo. Un tremendo Lekeitio muy bien trabajado y sin duda uno de los mejores equipos de la categoría y un Abadiño que como siempre sacó las garras, lucha y ese amor propio para poder conseguir la victoria.

Próxima semana jugaremos frente al Moraza el domingo a las 15:30 buen momento de volver a la senda de la victoria.

PUNTOS: 3) ALAIN 2) MARKEL 1) ZABALA

By | 2017-11-22T15:35:44+00:00 noviembre 14th, 2017|Cadete Preferente, Destacados federados|0 Comments

About the Author:

Leave A Comment

uno × 4 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies